Web del catering Esther Conde
  • Blog

28 - abril - 2012

Toujours imité, jamais égalé

Todos tenemos buen recuerdo de la salsa Café de París. Limón, mostaza, pimienta, anchoas…. algunos ingredientes los podemos descifrar, el aroma a hierba silvestre transporta al campo, pero en realidad, poco somos capaces de distinguir todos los componentes de la salsa. Aunque los creadores presumen diciendo: “Toujours imité, jamais égalé”, nos atrevemos con nuestra versión y os la ofrecemos con solomillo de ternera acompañado de una lasaña de alcachofas como guarnición que no deja a nadie indiferente.

Esther Conde