Casa Batlló

27 — noviembre — 2013

En el marco incomparable de esta obra centenaria de Gaudí, llena de magia y de color, no podíamos poner cualquier montaje. Escogimos los tonos gris piedra para manteles y sillas, que se integraban con las paredes y columnas y sólo un detalle de color, las copas malvas, que jugaban discretamente con los ventanales.
La Casa Batlló impresionó a los invitados extranjeros que, otra vez, se llevaron un buen recuerdo de Barcelona.

Esther Conde

01.-DSC02426web
02.-DSC02414web
03.-DSC02425web
04.-DSC09767web
06.-DSC09765web
09.-DSC09769web
10.-DSC02422web
11.-DSC02429web
12.-DSC02433web
13.-DSC09738.2web

Compartir a:

Volver al Blog